Risas y Resonancias

—————————————————————————————–Cuando el friqui descubre que su novia ama a otro, decide saltar a la frecuencia de resonancia del puente en venganza.

En The Scientific Cartoonist. La traducción también.

—————————————————————————————–

Supongo que esto a algunos les recordará al desastre del puente de Tacoma.

Se debe a la resonancia o la frecuencia natural. Para entender este efecto es tan sencillo como acordarse cómo ponemos en movimiento un columpio: no lo balanceamos continuamente, lo que hacemos es “acompañarlo” en su propio movimiento, en intervalos de tiempo concretos. Poco a poco conseguimos que se eleve más alto que si lo hubiésemos empujado una sola vez muy muy fuerte. Esto mismo podemos hacerlo con un minicolumpio a escala. Coge un un palito de unos cinco centímetros y cuélgalo a modo de columpio. Luego aplícale el viento producido por un abanico. Hazlo fuertemente y verás que no consigues tanto como al hacerlo suave y acompasado.

En youtube puedes encontrar muchísimos vídeos sobre resonancia. Te animo a que te des una vuelta y nos cuentes algo. Aún así, si alguien quiere saber más que lo diga, que igual me animo y escribo algo con mis amigos de Museo de la Ciencia.

Acutalización 8 de agosto de 2008. 14:10h
Bueno, bueno, gran entrada sobre la resonancia de Wis: Vibrando en la resonancia.

————————————————
¿Has leído…?

La cosa va de nueves
Números irracionales
————————————————

5 pensamientos en “Risas y Resonancias

  1. saulo:mooooola, el vaso parece de papel.wis:No sé cómo se me pasó esa entrada, por la fecha ya estaba yo subscrito a tu feed, creo.

  2. En realidad, lo de Tacoma no fue resonancia, sino “negative dumping”. Hay un paper muy interesante al respecto, pero ahora no puedo encontrarlo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*