Y le decimos margarita

La letra es de mi amigo Roge, un químico metido a biólogo, a gran biólogo. Salir a ver plantitas con él es un regalo de la naturaleza, un diccionario con piernas y pelo largo que suele tener respuestas para todo, coge un papel de cualquier parte, te pide un boli y te escribe el nombre científico de la planta/flor/árbol que le señales. Aunque en este caso creo que se trata del Chrysanthemum leucanthemum. en todo caso del género Chrysanthemum. Que hablen los expertos, si es que los hay en la sala.

Y de fondo los chiquiprecios, más barata es la naturaleza, que nos da de todo, y gratis.


Rota, 2007. Fuente propia.

Actualización 03/10/08 10:30h
Roge ha tenido la amabilidad de contestarnos (como cabía esperar yo tenía poca idea del tema):

Casi todas las plantas que coloquialmente conocemos con el nombre de margaritas pertenecen al género Chrysamtemun (género al que, obviamente, también pertenecen los famosos crisantemos). La especie que fotografíamos aquel lejano y maravilloso día y que es la que aparece en esta entrada corresponde concretamente a la Chrysantemun coronarium que es la margarita de lígulas blancas y corona amarilla tan común por Andalucía occiental en primavera (por cierto, las lígulas son como los pétalos que tienen estas flores aunque en realidad no se trata de verdaderas flores si no que las margaritas, como el resto de plantas de la familia de las compuestas poseen una agrupación de diminutas florecillas que se denominan capítulos florales).
Otra especie de margarita muy abundante también por primavera y en Andalucía occidental es aquella que tiene lígulas y corona de color amarillo. Se trata de la Anacyclus clavatus. En cuanto a la que haces mención, la Chrysantemun leucantemun es una margarita de gran tamaño (hasta 150 – 160 cm)de lígulas blancas, corona amarilla y grandes capítulos florales, abundante en latitudes más septentrionales a las nuestras y a veces usada en jardinería.
Por último reseñar que además de los géneros Chrysantemun y Anacyclus, existen muchos otros que corresponden a otro tipo de margarita, como son las camomilas o manzanillas. Y aquí hablaríamos de las Anthemis, las Matricaria y muchos otros, aunque no es necesario extender un listado a todas luces inabarcable.
El caso es que las margaritas en particular y las compuestas en genral son de los regalos botánicos más fascinantes que uno puede encontrar en esas gratificantes salidas al campo. Al menos a mí así me lo parece.

—————————————
¿Has leído…?
Polvo de estrellas
Cámaras de alta velocidad
—————————————

6 pensamientos en “Y le decimos margarita

  1. Biólogo, con el pelo largo y con una margarita… Vamos, que el Roge es lo que se dice un hippie….perdón por la intromisión pero no lo puede resistir, tengo una amiga bióloga que nos deleita con sus explicaciones cuando vamos de pateo y tenemos esa coña con ella… En fin, cosas de gente indecente.Saludos.

  2. Ese es un tema controvertido ya que, si bien las explicaciones son geniales e incluso divertidas, uno es tan torpe que hace siempre las mismas preguntas en cada caminata… y, al respecto, creo que los demás me usan para volver a escuchar las explicaciones. Qué cosas.

  3. A petición de Eugenio Manuel y también un poco por alusión me veo en la obligación (bueno, más bien en el deseo)de responder a ciertas cuestiones suscitadas en esta entrada.Antes, un breve apunte sobre mí: soy químico según la Universidad de Sevilla y sí, pelo largo tengo de momento. Pero lo de biólogo y hippie no creo que sea aplicable en ningún caso. Lo primero porque carezco de la titulación oficial y lo segundo porque ningún hippie trabajaría para una despiadada multinacional que esquilma los recursos naturales de ésta nuestra Andalucía.Pero vayamos a la cestión realmente importante: el tema de las margaritas. Casi todas las plantas que coloquialmente conocemos con el nombre de margaritas pertenecen al género Chrysamtemun (género al que, obviamente, también pertenecen los famosos crisantemos). La especie que fotografíamos aquel lejano y maravilloso día y que es la que aparece en esta entrada corresponde concretamente a la Chrysantemun coronarium que es la margarita de lígulas blancas y corona amarilla tan común por Andalucía occiental en primavera (por cierto, las lígulas son como los pétalos que tienen estas flores aunque en realidad no se trata de verdaderas flores si no que las margaritas, como el resto de plantas de la familia de las compuestas poseen una agrupación de diminutas florecillas que se denominan capítulos florales). Otra especie de margarita muy abundante también por primavera y en Andalucía occidental es aquella que tiene lígulas y corona de color amarillo. Se trata de la Anacyclus clavatus. En cuanto a la que haces mención, la Chrysantemun leucantemun es una margarita de gran tamaño (hasta 150 – 160 cm)de lígulas blancas, corona amarilla y grandes capítulos florales, abundante en latitudes más septentrionales a las nuestras y a veces usada en jardinería.Por último reseñar que además de los géneros Chrysantemun y Anacyclus, existen muchos otros que corresponden a otro tipo de margarita, como son las camomilas o manzanillas. Y aquí hablaríamos de las Anthemis, las Matricaria y muchos otros, aunque no es necesario extender un listado a todas luces inabarcable.El caso es que las margaritas en particular y las compuestas en genral son de los regalos botánicos más fascinantes que uno puede encontrar en esas gratificantes salidas al campo. Al menos a mí así me lo parece.Si en algo más puedo ayudaros o algún día os apetece que os acompañe a alguna excursión campestre no dudeis en contar conmigo.Un abrazo.

  4. Muchísimas gracias Roge por tu sapiencia.No dudes de que este año te «usaremos» por aquí algún día para que nos guíes por el campo.Y si algún día quieres contarle algo a la audiencia, no dudes en mandarme cualquier historieta.

  5. En cualquier caso, lo que sí es evidente es que debe ser una gozada disfrutar de las explicaciones en directo… sea usted hippie o no.Saludos y anímese a escribir más para todos nosotros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*